jueves, 14 de febrero de 2019

Confirman la presencia de mejillón cebra en la desembocadura del Mijares


ALTO MIJARES | Los ejemplares de esta especie invasiva han sido encontrados frente a la presa del azud comunitario de Almassora y el pantano de Santa Quiteria
El Consorcio del Paisaje Protegido del río Mijares ha confirmado la presencia en de mejillón cebra en la desembocadura del mismo y han alertado de la peligrosidad de esta especie invasora que llegó a España en 2001 por su afectación a los ecosistemas.

Los ejemplares de esta especie invasiva han sido encontrados frente a la presa del azud comunitario de Almassora y el pantano de Santa Quiteria, según fuentes del Consorcio gestor, que está formado por los ayuntamientos de Burriana, Almassora, Vila-real, la Diputación de Castellón y la Generalitat Valenciana.
No es la primera vez que aparece esta especie, según han señalado desde el consorcio, ya que hace unos 7 años se encontraron ejemplares en las paredes del embalse de santa Quiteria tras una bajada pronunciada de su capacidad.
El mejillón cebra es un molusco bivalvo que vive tanto en aguas dulces como salobres y se trata de una especie invasora y muy dañina, originaria de países de Asia Central que se ha aclimatado a vivir perfectamente en los ríos y embalses mediterráneos.
La Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) ha incluido el mejillón cebra -que apareció por primera vez en España en 2001- entre las 100 especies exóticas más dañinas del mundo.
Uno de los primeros problemas que ocasionó esta especie fue obturar las rejas de la central hidroeléctrica de Ribarroja del Ebro (Tarragona) y en el año 2013 el Ministerio de Medio Ambiente incluyó mejillón cebra en el Catálogo Español de Especies Exóticas Invasoras debido a la extraordinaria expansión y afección en los ecosistemas fluviales españoles.
Los bivalvos exóticos han saltado del Ebro al río Mijares mediante la pesca deportiva o el traslado de embarcaciones ligeras deportivas.
Desde el punto de vista ecológico, los mejillones cebra ocasionan un gran impacto alterando los ecosistemas acuáticos y tienen una gran capacidad de reproducción y resistencia, lo que dificulta enormemente su erradicación de los ecosistemas fluviales.
Son extraordinarios filtradores del agua y por tanto provocan una disminución generalizada del fitoplancton que finalmente provoca un empeoramiento de las aguas.
También ocasionan el desplazamiento y la desaparición de los bivalvos autóctonos y desde el punto de vista de las infraestructuras hidráulicas su perjuicio es enorme, ya que se incrustan en tuberías, bombas, filtros, rejas y otros elementos que forman parte de esta ingeniería.
La Confederación Hidrográfica del Júcar (CHJ), como medida de prevención, ha instalado 61 carteles informativos en todos los embalses de la confederación con presencia o no de la especie invasora con el objetivo de avisar a los usuarios.
Esta campaña divulgativa va dirigida especialmente a los pescadores continentales y los practicantes de deportes acuáticos del grave peligro que supone la expansión de la especie. EFE

No hay comentarios:

Publicar un comentario